NUEVO TESTAMENTO - Lucas
Nuevo Testamento
Descargar música para iphone gratis
La Santa Biblia en ringtones gratis para iphone

La Santa Biblia en Línea, Audio Biblia

Estudios biblicos adventistas, estudio biblico adventista, sermones adventistas, predicaciones adventistas, estudios biblicos adventista, Cristianos, Evangelistas, Católicos, Sabatistas

Mateo
Marcos
Lucas
Juan
Hechos
Romanos
1 Corintios
2 Corintios
Galatas
Efesios
Filipenses
Colosenses
1 Tesalonicenses
2 Tesalonicenses
1 Timoteo
2 Timoteo
Tito
Filemon
Hebreos
Santiago
1 Pedro
2 Pedro
1 Juan
2 Juan
3 Juan
Judas
Apocalipsis
Antiguo Testamento

 

Lucas 24
Descargar Lucas 24 en Mp3 (Sonidos compatible con tu celular Ipod o Iphone)

Capitulo 24   

24:1 El primer dia de la semana, muy de mañana, vinieron al sepulcro, trayendo las especias aromaticas que habian preparado, y algunas otras mujeres con ellas. 
24:2 Y hallaron removida la piedra del sepulcro; 
24:3 y entrando, no hallaron el cuerpo del Señor Jesus
24:4 Acontecio que estando ellas perplejas por esto, he aqui se pararon junto a ellas dos varones con vestiduras resplandecientes; 
24:5 y como tuvieron temor, y bajaron el rostro a tierra, les dijeron: ¿Por que buscais entre los muertos al que vive? 
24:6 No esta aqui, sino que ha resucitado. Acordaos de lo que os hablo, cuando aun estaba en Galilea, 
24:7 diciendo: Es necesario que el el cual era hijo del Hombre sea entregado en manos de hombres pecadores, y que sea crucificado, y resucite al tercer dia.
24:8 Entonces ellas se acordaron de sus palabras, 
24:9 y volviendo del sepulcro, dieron nuevas de todas estas cosas a los once, y a todos los demas. 
24:10 Eran Maria Magdalena, y Juana, y Maria madre de Jacobo, y las demas con ellas, quienes dijeron estas cosas a los apostoles. 
24:11 Mas a ellos les parecian locura las palabras de ellas, y no las creian. 
24:12 Pero levantandose Pedro, corrio al sepulcro; y cuando miro dentro, vio los lienzos solos, y se fue a casa maravillandose de lo que habia sucedido.
24:13 Y he aqui, dos de ellos iban el mismo dia a una aldea llamada Emaus, que estaba a sesenta estadios  de Jerusalen. 
24:14 E iban hablando entre si de todas aquellas cosas que habian acontecido. 
24:15 Sucedio que mientras hablaban y discutian entre si, Jesus mismo se acerco, y caminaba con ellos. 
24:16 Mas los ojos de ellos estaban velados, para que no le conociesen. 
24:17 Y les dijo: ¿Que platicas son estas que teneis entre vosotros mientras caminais, y por que estais tristes? 
24:18 Respondiendo uno de ellos, su nombre era Cleofas, le dijo: ¿Eres tu el unico forastero en Jerusalen que no has sabido las cosas que en ella han acontecido en estos dias? 
24:19 Entonces el les dijo: ¿Que cosas? Y ellos le dijeron: De Jesus nazareno, que fue hombre profeta, poderoso en obra y en palabra delante de Dios y de todo el pueblo; 
24:20 y como le entregaron los principales sacerdotes y nuestros gobernantes a sentencia de muerte, y le crucificaron. 
24:21 Pero nosotros esperabamos que el era el que habia de redimir a Israel; y ahora, ademas de todo esto, hoy es ya el tercer dia que esto ha acontecido. 
24:22 Aunque tambien nos han asombrado unas mujeres de entre nosotros, las que antes del dia fueron al sepulcro; 
24:23 y como no hallaron su cuerpo, vinieron diciendo que tambien habian visto vision de angeles, quienes dijeron que el vive. 
24:24 Y fueron algunos de los nuestros al sepulcro, y hallaron asi como las mujeres habian dicho, pero a el no le vieron. 
24:25 Entonces el les dijo: ¡Oh insensatos, y tardos de corazon para creer todo lo que los profetas han dicho! 
24:26 ¿No era necesario que el Cristo padeciera estas cosas, y que entrara en su gloria? 
24:27 Y comenzando desde Moises, y siguiendo por todos los profetas, les declaraba en todas las Escrituras lo que de el decian. 
24:28 Llegaron a la aldea adonde iban, y el hizo como que iba mas lejos. 
24:29 Mas ellos le obligaron a quedarse, diciendo: Quedate con nosotros, porque se hace tarde, y el dia ya ha declinado. Entro, pues, a quedarse con ellos. 
24:30 Y acontecio que estando sentado con ellos a la mesa, tomo el pan y lo bendijo, lo partio, y les dio. 
24:31 Entonces les fueron abiertos los ojos, y le reconocieron; mas el se desaparecio de su vista. 
24:32 Y se decian el uno al otro: ¿No ardia nuestro corazon en nosotros, mientras nos hablaba en el camino, y cuando nos abria las Escrituras? 
24:33 Y levantandose en la misma hora, volvieron a Jerusalen, y hallaron a los once reunidos, y a los que estaban con ellos, 
24:34 que decian: Ha resucitado el Señor verdaderamente, y ha aparecido a Simon. 
24:35 Entonces ellos contaban las cosas que les habian acontecido en el camino, y como le habian reconocido al partir el pan.
24:36 Mientras ellos aun hablaban de estas cosas, Jesus se puso en medio de ellos, y les dijo: Paz a vosotros. 
24:37 Entonces, espantados y atemorizados, pensaban que veian espiritu. 
24:38 Pero el les dijo: ¿Por que estais turbados, y vienen a vuestro corazon estos pensamientos? 
24:39 mira mis manos y mis pies, que yo mismo soy; palpad, y ved; porque un espiritu no tiene carne ni huesos, como veis que yo tengo.
24:40 Y diciendo esto, les mostro las manos y los pies. 
24:41 Y como todavia ellos, de gozo, no lo creian, y estaban maravillados, les dijo: ¿Teneis aqui algo de comer?
24:42 Entonces le dieron parte de un pez asado, y un panal de miel. 
24:43 Y el lo tomo, y comio delante de ellos. 
24:44 Y les dijo: Estas son las palabras que os hable, estando aun con vosotros: que era necesario que se cumpliese todo lo que esta escrito de mi en la ley de Moises, en los profetas y en los salmos.
24:45 Entonces les abrio el entendimiento, para que comprendiesen las Escrituras; 
24:46 y les dijo: Asi esta escrito, y asi fue necesario que el Cristo padeciese, y resucitase de los muertos al tercer dia;
24:47 y que se predicase en su nombre el arrepentimiento y el perdon de pecados en todas las naciones, comenzando desde Jerusalen. 
24:48 Y vosotros sois testigos de estas cosas. 
 

24:49 He aqui, yo enviare la promesa de mi Padre sobre vosotros; pero quedaos vosotros en la ciudad de Jerusalen, hasta que seais investidos de poder desde lo alto.
24:50 Y los saco fuera hasta Betania, y alzando sus manos, los bendijo. 
24:51 Y acontecio que bendiciendolos, se separo de ellos, y fue llevado arriba al cielo.
24:52 Ellos, despues de haberle adorado, volvieron a Jerusalen con gran gozo; 
24:53 y estaban siempre en el templo, alabando y bendiciendo a Dios. Amen.

Capitulos 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24