NUEVO TESTAMENTO - Juan
Nuevo Testamento
Descargar música para iphone gratis
La Santa Biblia en ringtones gratis para iphone

La Santa Biblia en Línea, Audio Biblia

Estudios biblicos adventistas, estudio biblico adventista, sermones adventistas, predicaciones adventistas, estudios biblicos adventista, Cristianos, Evangelistas, Católicos, Sabatistas

Mateo
Marcos
Lucas
Juan
Hechos
Romanos
1 Corintios
2 Corintios
Galatas
Efesios
Filipenses
Colosenses
1 Tesalonicenses
2 Tesalonicenses
1 Timoteo
2 Timoteo
Tito
Filemon
Hebreos
Santiago
1 Pedro
2 Pedro
1 Juan
2 Juan
3 Juan
Judas
Apocalipsis
Antiguo Testamento

 

Juan 4
Descargar Juan 4 en Mp3 (Sonidos compatible con tu celular Ipod o Iphone)

Capitulo 04   

4:1 Cuando, pues, el Señor entendio que los fariseos habian oido decir: Jesus hace y bautiza mas discipulos que Juan 
4:2 (aunque Jesus no bautizaba, sino sus discipulos), 
4:3 salio de Judea, y se fue otra vez a Galilea. 
4:4 Y le era necesario pasar por Samaria. 
4:5 Vino, pues, a una ciudad de Samaria llamada Sicar, junto a la heredad que Jacob dio a su hijo Jose.
4:6 Y estaba alli el pozo de Jacob. Entonces Jesus, cansado del camino, se sento asi junto al pozo. Era como la hora sexta. 
4:7 Vino una mujer de Samaria a sacar agua; y Jesus le dijo: Dame de beber. 
4:8 Pues sus discipulos habian ido a la ciudad a comprar de comer. 
4:9 La mujer samaritana le dijo: ¿Como tu, siendo judio, me pides a mi de beber, que soy mujer samaritana? Porque judios y samaritanos no se tratan entre si.
4:10 Respondio Jesus y le dijo: Si conocieras el don de Dios, y quien es el que te dice: Dame de beber; tu le pedirias, y el te daria agua viva. 
4:11 La mujer le dijo: Señor, no tienes con que sacarla, y el pozo es hondo. ¿De donde, pues, tienes el agua viva? 
4:12 ¿Acaso eres tu mayor que nuestro padre Jacob, que nos dio este pozo, del cual bebieron el, sus hijos y sus ganados? 
4:13 Respondio Jesus y le dijo:Cualquiera que bebiere de esta agua, volvera a tener sed; 
4:14 mas el que bebiere del agua que yo le dare, no tendra sed jamas; sino que el agua que yo le dare sera en el una fuente de agua que salte para vida eterna
4:15 La mujer le dijo: Señor, dame esa agua, para que no tenga yo sed, ni venga aqui a sacarla. 
4:16 Jesus le dijo: Ve, llama a tu marido, y ven aca.
4:17 Respondio la mujer y dijo: No tengo marido. Jesus le dijo: Bien has dicho: No tengo marido; 
4:18 porque cinco maridos has tenido, y el que ahora tienes no es tu marido; esto has dicho con verdad.
4:19 Le dijo la mujer: Señor, me parece que tu eres profeta. 
4:20 Nuestros padres adoraron en este monte, y vosotros decis que en Jerusalen es el lugar donde se debe adorar. 
4:21 Jesus le dijo: Mujer, creeme, que la hora viene cuando ni en este monte ni en Jerusalen adorareis al Padre. 
4:22 Vosotros adorais lo que no sabeis; nosotros adoramos lo que sabemos; porque la salvacion viene de los judios. 
4:23 Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adoraran al Padre en espiritu y en verdad; porque tambien el Padre tales adoradores busca que le adoren. 
4:24 Dios es Espiritu; y los que le adoran, en espiritu y en verdad es necesario que adoren. 
4:25 Le dijo la mujer: Se que ha de venir el Mesias, llamado el Cristo; cuando el venga nos declarara todas las cosas. 
4:26 Jesus le dijo: Yo soy, el que habla contigo. 
4:27 En esto vinieron sus discipulos, y se maravillaron de que hablaba con una mujer; sin embargo, ninguno dijo: ¿Que preguntas? o, ¿Que hablas con ella? 
4:28 Entonces la mujer dejo su cantaro, y fue a la ciudad, y dijo a los hombres: 
4:29 Venid, ved a un hombre que me ha dicho todo cuanto he hecho. ¿No sera este el Cristo? 
4:30 Entonces salieron de la ciudad, y vinieron a el. 
4:31 Entre tanto, los discipulos le rogaban, diciendo: Rabi, come. 
4:32 El les dijo: Yo tengo una comida que comer, que vosotros no sabeis.
4:33 Entonces los discipulos decian unos a otros: ¿Le habra traido alguien de comer? 
4:34 Jesus les dijo: Mi comida es que haga la voluntad del que me envio, y que acabe su obra. 
4:35 ¿No decis vosotros: Aun faltan cuatro meses para que llegue la siega? He aqui os digo: Alzad vuestros ojos y mira los campos, porque ya estan blancos para la siega. 
4:36 Y el que siega recibe salario, y recoge fruto para vida eterna, para que el que siembra goce juntamente con el que siega. 
4:37 Porque en esto es verdadero el dicho: Uno es el que siembra, y otro es el que siega. 
4:38 Yo os he enviado a segar lo que vosotros no labrasteis; otros labraron, y vosotros habeis entrado en sus labores. 
4:39 Y muchos de los samaritanos de aquella ciudad creyeron en el por la palabra de la mujer, que daba testimonio diciendo: Me dijo todo lo que he hecho. 
4:40 Entonces vinieron los samaritanos a el y le rogaron que se quedase con ellos; y se quedo alli dos dias. 
4:41 Y creyeron muchos mas por la palabra de el,
4:42 y decian a la mujer: Ya no creemos solamente por tu dicho, porque nosotros mismos hemos oido, y sabemos que verdaderamente este es el Salvador del mundo, el Cristo.
4:43 Dos dias despues, salio de alli y fue a Galilea. 
4:44 Porque Jesus mismo dio testimonio de que el profeta no tiene honra en su propia tierra.
4:45 Cuando vino a Galilea, los galileos le recibieron, habiendo visto todas las cosas que habia hecho en Jerusalen, en la fiesta; porque tambien ellos habian ido a la fiesta. 
4:46 Vino, pues, Jesus otra vez a Cana de Galilea, donde habia convertido el agua en vino. Y habia en Capernaum un oficial del rey, cuyo hijo estaba enfermo. 
4:47 Este, cuando oyo que Jesus habia llegado de Judea a Galilea, vino a el y le rogo que descendiese y sanase a su hijo, que estaba a punto de morir. 
4:48 Entonces Jesus le dijo: Si no viereis señales y prodigios, no creereis. 
 

4:49 El oficial del rey le dijo: Señor, desciende antes que mi hijo muera. 
4:50 Jesus le dijo: Ve, tu hijo vive. Y el hombre creyo la palabra que Jesus le dijo, y se fue. 
4:51 Cuando ya el descendia, sus siervos salieron a recibirle, y le dieron nuevas, diciendo: Tu hijo vive. 
4:52 Entonces el les pregunto a que hora habia comenzado a estar mejor. Y le dijeron: Ayer a las siete le dejo la fiebre. 
4:53 El padre entonces entendio que aquella era la hora en que Jesus le habia dicho: Tu hijo vive; y creyo el con toda su casa. 
4:54 Esta segunda señal hizo Jesus, cuando fue de Judea a Galilea.